sábado, 10 de diciembre de 2011

Dos amigos en un bar

Se encuentran dos personas en un bar. La escena se desarrolla mas o menos así: uno de ellos está sentado a una mesa, tomando un café, leyendo un libro. El otro llega, se pide un café en la barra. Lo toma. Se disponía a salir cuando ve a su antiguo compañero de estudios. Se le acerca emocionado:

-¡Tincho!! ¡Tincho Villalba!! ¡Querido, tanto tiempo che!!- y la pregunta obligada -¿Qué es de tu vida?

-Ricky querido, que sorpresón, tanto tiempo la verdad… Cómo pasa la vida che. Estamos mucho más grandes. Yo bien, peleando con el teatro como siempre. ¿Y vos?

-Tranquilo, todavía en el banco. Desde hace dos años soy gerente. Pero contame más de vos. Si, me enteré que hace un tiempo estrenaste una obra. ¿Cómo te fue con eso?

-Bien, muy bien por suerte, sigue en escena hasta abril. Ahora ando con ganas de viajar.

-Ah, ¿si? ¿Dónde tenés pensado ir?-

-Al Sur loco, me quiero violar un pingüino.- y ante la atónita mirada de su interlocutor prosigue -Vienen aceitados naturalmente. Eso es tremendo. Pensalo loco. Pensalo…

2 comentarios:

Anónimo dijo...

que jijo de puta este luooocoo

juan dijo...

A veces cuando estoy solo en las noches, me gusta enbadurnarme todo el cuerpo de mermelada y pensar que soy una ameba.