domingo, 2 de noviembre de 2008

Halloween de las almas

En Halloween me clavé un topo
le hice el amor en forma sucia
y sin oprobios.

Fui un Neandertal cachurriento
empalmado a los empalmes
de las posibilidades macabras.

Corromper, besar,
construir, desarmar.

Fui sedimentos y luz creadora
la inmensidad de la nada somnolienta.

Jesús con una ametralladora
viene a destruir a los flasheros
a ponerle fin a esta historia.

No hay comentarios: