miércoles, 11 de junio de 2008

Bicicletas

El mundo estaba esperando
nuestras bicicletas
atravesar espacios rurales,
responder la sed de los labios.

Somos muchos los atletas,
a un costado del camino
que ven el suelo con tristeza.

Incendios de fines de otoño,
de ese amor, el veneno aún fresco.

Algo me hace recordar
un desfile en mi pueblo
disfraces, máscaras alegres,
los vecinos de ella.

No hay comentarios: